miércoles, 19 de diciembre de 2012

Mantenerlos en la linea justa



La principal labor de los familiares es acompañar al hijo, mujer o familiar que padece este trastorno. Saber frenar sus impulsos, ayudarle a que razone, apartarse cuando busca guerra, no solucionarle los problemas para que entienda que son suyos y se haga responsable.
Voy mas allá y creo que es una labor que instintivamente hacemos y que es mantenerlos vivos, en una linea social fuera de la marginación. Intentar que se relacionen que no tiren la toalla y tener fe por ellos cuando no pueden mas. Algún día o momento entenderán que han de cambiar y que pueden hacerlo, que tienen herramientas y han de utilizarlas. Lo mas importante es que les queremos a pesar de todo y que no perdemos la esperanza de que vivan una vida estable y puedan ser las personas independientes que deseamos todos.
Aunque haya paz siempre esta esa tensión que agota y enferma, esperando otro caos. Cuesta evitarlo y tomarlo con calma. Vamos de susto en susto.  
Es muy duro para nosotros todos estos años de lucha pero vale la pena cuando ves que lo han conseguido. Nos damos ánimos unos a otros ya que fuera del entorno nuestro, nadie puede entendernos ni imaginarse la lucha de 24 h diarias. Las dudas, los disgustos y el esfuerzo por seguir adelante.
Sufrimos por ellos y con ellos. Quizá algunos piensen que no lo han hecho bien, no todos son capaces de entender y hacer lo adecuado. No dejarnos manipular, sin dejar de quererlos. No demostrar nuestra rabia e intentar ser lo mas equilibrados posible para poder ser su apoyo realmente.
Me pongo en la piel de los TLP que nos culpan y creo que algún día entenderán nuestro papel en todo esto.

Marina F.


No hay comentarios:

Publicar un comentario